La Verdadera Devoción al Corazón de Jesús

La Verdadera Devoción al Corazón de Jesús

Consagración 2/2/21

CONSAGRACIÓN 02-02-2021

17:30h (hora peninsular española)

ENLACE Y TARJETA

Descarga la plantilla para la  CONSAGRACIÓN AL CORAZÓN MATERNAL Y EUCARÍSTICO DE MARÍA

Solicita tu clave a info@vdcj.org para poder conectarte por remoto a la Consagración

Consagración a la Virgen el 2 de Febrero de 2021

Sagrado Corazón de Jesús, Santísima Virgen María, amado San José:

En 1712 San Luis María Grignion de Monfort, nos relata en su libro sobre La Verdadera Devoción a la Santísima Virgen, cómo serán los apóstoles de los últimos tiempos a las órdenes de su Santísima Madre. Dice el santo:

“…Tendrán en su boca la espada de dos filos de la palabra de Dios; llevarán sobre sus espaldas el estandarte ensangrentado de la Cruz. El crucifijo en la mano derecha, el rosario en la izquierda, los nombres sagrados de Jesús y María en el corazón y en toda su conducta la modestia y mortificación de Jesucristo. He aquí los grandes hombres, que han de venir. María los formará por orden del Altísimo para extender su imperio sobre los impíos, idólatras y mahometanos…  

… Serán verdaderos discípulos de Jesucristo. Caminarán sobre las huellas de su pobreza, humildad, desprecio de lo mundano y caridad evangélica, y enseñarán la senda estrecha de Dios en la pura Verdad, conforme al santo Evangelio y no a los códigos mundanos, sin inquietarse por nada ni hacer acepción de personas…

 … Serán pequeños y pobres a juicio del mundo; humillados delante de todos; rebajados y oprimidos como el calcañar respecto de los demás miembros del cuerpo. Pero, en cambio, serán ricos en gracias y carismas, que María les distribuirá con abundancia; grandes y elevados en santidad delante de Dios; superiores a cualquier otra creatura por su celo ardoroso; y tan fuertemente apoyados en el socorro divino, que, con la humildad de su calcañar y unidos a María, aplastarán la cabeza del demonio y harán triunfar a Jesucristo. 

 … Ella realizará también los mayores portentos de los últimos tiempos: la formación y educación de los grandes santos, que vivirán hacia el final de los tiempos, están reservados a Ella, porque sólo esta Virgen singular y milagrosa puede realizar, en unión del Espíritu Santo, las cosas excelentes y extraordinarias, porque María debe resplandecer, más que nunca, en los últimos tiempos en misericordia, poder y gracia…”

Tres años después de la publicación del Tratado de la Verdadera devoción a la Santísima Virgen, tuvo lugar la aparición -en 1846- de María en La Salette, aparición muy querida por S. Juan Pablo II. Ella prepara a los Apóstoles de los Últimos Tiempos -que es Su Ejército Mariano- Es una introducción a la batalla final en la que se nos dice lo que sucederá y como sucederá. Nos dice la Madre:

 «Yo dirijo un apremiante llamamiento a la tierra. Llamo a los verdaderos discípulos del Dios vivo que reina en los cielos. Llamo a los verdaderos imitadores de Cristo hombre, el único y verdadero Salvador de los hombres. Llamo a mis hijos, a mis verdaderos devotos, a los que ya se me han consagrado, a fin de que los conduzca a mi Divino Hijo, a los que llevo por decirlo así en mis brazos, a los que han vivido de mi espíritu. 

 Finalmente, llamo a los apóstoles de los Últimos Tiempos, a los fieles discípulos de Jesucristo que han vivido en el menosprecio del mundo y de sí mismos, en la pobreza y en la humildad, en el desprecio y en el silencio, en la oración y en la mortificación, en la castidad y en la unión con Dios, en el sufrimiento y desconocidos del mundo. 

 Ya es hora de que salgan y vengan a iluminar la tierra. Id y mostraos como hijos queridos míos. Yo estoy con vosotros y en vosotros, siempre que vuestra fe sea la luz que os alumbre. Y en estos días de infortunio, que vuestro celo os haga hambrientos de la gloria de Dios y de la honra de Jesucristo. Pelead, hijos de la luz. Vosotros, pequeño número, los pocos que veis, pues he aquí el tiempo de los tiempos el fin de los fines. 

Hoy es el día de la Presentación del Niño Dios en el Templo; después de ser adorado por los humildes pastorcitos, Dios se muestra a la jerarquía de la Iglesia como compete a las leyes de entonces. Y en su recuerdo hoy se celebra la Virgen de la Candelaria «Luz santa que guía al buen camino» patrona de Canarias, último suelo patrio desde donde partieron las naos: Pinta, Niña y Santa María que, con un puñado de hombres extraordinarios, levaron velas hacia territorio desconocido a la conquista de almas para Dios, con las únicas armas de la Fe y del coraje, como así nos lo hizo saber nuestra Madre en el mensaje dado a Marga el 29 de marzo de 2014: ¿No te habías dado cuenta que su nombre (Cristóbal) empieza por el Nombre de Cristo? Nada es por casualidad. Cristo fue al encuentro de ese Continente. Y lo hizo a través de vosotros y a través de Occidente, del Occidente católico, que era entonces. (Cristo-bal en griego significa “el que porta a Cristo”. La nao capitana era la Santa María, así que “la Santa María lleva a Cristo” rumbo a la gran aventura)

Hoy como ayer, nuestra hora ha llegado.
En el mensaje dictado por Jesús a Marga del 8 de enero de 2020 (justo antes de dar comienzo la pandemia) nos impele: “Hoy desde aquí hago un llamamiento a los españoles a que me acompañen en sus Sagrarios, los que tengan más cercanos a sus casas.
Va a llegar un momento que se va a proclamar “la Gran Profanación” de las iglesias en vuestro país. Y Yo quiero que se la impidáis. No podrán profanar una iglesia que se encuentra plagada de fieles.
Mi Llamamiento es a que vengáis a las iglesias. A que salgáis de vuestras casas y que le demostréis al Malo que queda fe en vuestros días. Y que en España no habéis perdido la fe en Cristo Eucaristía”.
Y en el mensaje de Jesús del 13 de octubre de 2020 nos aclara: “Es una lucha espiritual, según Dios, con las armas de Dios, pero también con la firmeza de Dios y de defender lo que es de Dios y los valores de Dios.
“¡Necesito que seáis más Firmes, más Fieros y más Fieles!
“¡Ah, querida! Si esperan una carta de Mí y una palabra de ti, te diré que es ésta: ¡LUCHA!
Coge tus naves y ven con los tuyos, con tu ejército, con tus tripulantes, los que esperan las órdenes porque reconocen en ti la que guía la mano de Dios, la líder que porta sus órdenes, la que sabe lo que hay que hacer.
No puedes descender la marcha, sería un caer en las garras del enemigo.
Pretenden manejaros a los españoles. ¡No lo conseguirán!
¡Defended vuestros valores! ¡Defended vuestra Patria! ¡Que no os la arrebaten!

Hoy y aquí, Madre, desde el Centro Bethelehem de la VDCJ, a modo de banderín de enganche de nuestra gloriosa legión y como aquellos hombres de antaño, un pequeño resto de hombres y mujeres queremos consagrarnos a Ti, Madre de Dios y Madre nuestra: nuestra vida terrena y nuestra vida eterna os la entregamos y -como nuestra capitana- disponed de nosotros como mejor os parezca:

  • Si queréis mirar y no tenéis ojos, he aquí los nuestros.
  • Si queréis hablar y no tenéis boca, he aquí las nuestras.
  • Si queréis andar y llegar y no tenéis pies, he aquí los nuestros.
  • Si queréis actuar y no tenéis manos, he aquí las nuestras.
  • Si queréis Amar y no tenéis corazón que palpite, he aquí los nuestros.

Santa María, Madre nuestra, como diría Sta. Teresa de Jesús: desde hoy tenemos la determinada determinación de que nuestra vida queda a lo que dispongáis, cuando lo dispongáis y dónde lo dispongáis.

Pedimos vuestro amparo, la fortaleza y los dones del Espíritu Santo que sean necesarios para que, con la ayuda -una vez más- del Apóstol Santiago patrón de España, podamos cumplir fielmente la misión que nos sea encomendada.

¡Siempre Firmes!
¡Siempre Fuertes!
¡Siempre Fieles!

¡Santa María, sin pecado concebida!…
¡Rogad por nosotros que nos CONSAGRAMOS a Vos!

Deja un comentario

X