Mensaje de Jesús del 11-10-2008

Te lo he dicho y es un Deseo de mi Corazón: ¡SED ALEGRES![1]


[1] Cfr. I Ts 5,16; Flp 1,4; 2,18.28.29; 3,1; 4,4.