Mensaje de la Virgen del 28-11-2020

No hay nada imposible para Dios ni nadie sobre el que no tenga efecto su Redención.